Vender hasta los muebles cuando se acaban los ahorros

Acaba de cumplir 58 años, se llama Roberto Terradez Buendía y lleva más de diez sin trabajo. Muestra su libreta del banco: un euro. Eso es lo que le queda tras agotar sus ahorros en una década. Cuando se quedó sin empleo tenía 24.500 euros. Era el año 2010 y solicitó la Renta Activa de Inserción (RAI), una prestación que se cobra tres veces en años alternos. Solo recibió las ayudas en 2010 y 2012. Cuando quiso formalizar el tercer cobro el gobierno de Mariano Rajoy había reducido los requisitos y se quedó fuera.

etiquetas: pobreza, crisis, mayores, paro

» noticia original (www.levante-emv.com)


Mas información sobre en Vender hasta los muebles cuando se acaban los ahorros