Deslocalización y rentabilidad privada: así se destruye la fabricación de un país

En 1990 la industria textil de EE. UU. producía el 60 % de las prendas de cortar y coser del mundo, ahora, esa cifra es del 3 %. La pandemia ha puesto en evidencia cómo décadas de distintas y agresivas prácticas corporativas han hecho que Occidente sea incapaz de producir los bienes que consume. Los gobiernos de todo el mundo comenzaron a abordar la inminente escasez de mascarillas y protectores faciales como una cuestión de seguridad nacional. Alemania prohibió las exportaciones de EPP el 4 de marzo. Malasia, la India y decenas de otros paises

etiquetas: deslocalización, rentabilidad privada, fabricación

» noticia original (www.technologyreview.es)


Mas información sobre en Deslocalización y rentabilidad privada: así se destruye la fabricación de un país