Los perfiles mejor pagados en España en 2022 de la Industria, Construcción e Inmobiliaria, y Logística y Compras

LHH Recruitment Solutions, la consultora de selección del talento cualificado, executive y directivo del Grupo Adecco, presenta la V Guía LHH Recruitment Solutions del mercado laboral 2022 para Manufacturing, Construcción e Inmobiliaria, y Logística y Compras, que analiza las posiciones más demandadas de cada sector en España desde un punto de vista salarial, funcional y de distribución geográfica.

Los perfiles y salarios en el sector industrial
Las retribuciones salariales del sector industrial varían dependiendo del nivel de experiencia y de la localización geográfica del puesto, pero también de si el profesional está en una pyme o en una empresa multinacional.

El/la Black Belt/Operational Excellence Manager es el perfil mejor pagado en España en 2022 dentro del sector industrial, y puede alcanzar los 125.000 euros anuales si supera la década de experiencia en una multinacional ubicada en la Comunidad de Madrid, Cataluña o País Vasco, seguido del (a) Director/a de Operaciones, que puede percibir al año 105.000 euros con más de diez años de experiencia, y el/la Director/a de Plantas, con hasta 95.000 euros anuales.

En el siguiente escalón, con remuneraciones entre los 75.000 y 72.000 euros al año en una empresa multinacional ubicada en Cataluña, País Vasco o Madrid están puestos como los de Responsable de I+D, Responsable de Mejora Continua y Responsable de Mantenimiento.

Muy de cerca, los perfiles de Project Manager, Responsable de Calidad y Responsable de Ingeniería, pueden llegar a un salario entre los 67.000 y 62.000 euros anuales en una multinacional situada en Cataluña, la Comunidad de Madrid o el País Vasco, cuando cuentan con más de una década de experiencia.

Por último, la posición más demandada del sector industrial la ocupa el/la HSE Manager, que alcanza los 60.000 euros anuales en una multinacional del País Vasco, Madrid o Cataluña con más de diez años de experiencia.

Los perfiles y salarios en el sector Construcción e Inmobiliaria
Las retribuciones salariales del sector de Construcción e Inmobiliaria varían dependiendo del nivel de experiencia y de la localización geográfica del puesto, pero también si el profesional está en una pyme o una empresa multinacional.

El/la Director/a de Contratación es el perfil mejor pagado en España en 2022 dentro del sector Construcción e Inmobiliaria, y puede alcanzar los 120.000 euros anuales si supera la década de experiencia en una empresa ubicada en la Comunidad de Madrid o Cataluña, seguido del (a) Delegado/a, y el/la Director/a Comercial de Promoción Inmobiliaria que pueden percibir al año 90.000 euros.

En el siguiente escalón, con remuneraciones de 85.000 y 75.000 euros al año respectivamente están los puestos de Director/a Técnico/a y Jefe/a de Grupo.

Muy de cerca, los perfiles de Consultor/a Inmobiliario y Responsable de Estudios pueden llegar a un salario de 65.000 y 62.000 euros anuales respectivamente en una empresa multinacional de Cataluña o Madrid, cuando cuentan con más de diez años de experiencia.

Por último, está el/la BIM Manager, el/la Analista de Desarrollo Hotelero, y el/la Responsable de Suelo, que alcanzan los 60.000 euros anuales trabajando en una multinacional ubicada en la Comunidad de Madrid o Cataluña.

Los perfiles y salarios en el sector Logística y Compras
Las retribuciones salariales del sector Logística y Compras varían dependiendo del nivel de experiencia y de la localización geográfica del puesto, pero también si el profesional está en una pyme o una empresa multinacional.

El Responsable de Compras de Transporte es el perfil mejor pagado en España en 2022 dentro del sector Logística y Compras, y puede alcanzar los 120.000 euros anuales si supera la década de experiencia en una multinacional ubicada en la Comunidad de Madrid o Cataluña.

En el siguiente escalón, con una remuneración máxima de 70.000 euros al año está el puesto más demandado del sector, Key Account Manager.

Muy de cerca, el perfil de Jefe/a de Tráfico Internacional, puede llegar a un salario de 60.000 euros anuales cuando cuenta con más de una década de experiencia en una empresa multinacional ubicada en Cataluña o Madrid.

Por último, el/la Project Manager Innovation alcanza los 50.000 euros anuales en una multinacional de la Comunidad de Madrid o Cataluña con más de diez años de experiencia.

Situación actual y predicciones para 2023 en la Industria
La economía española cerró el año pasado 2021 con un crecimiento del 5% respecto al ejercicio anterior y, aunque está lejos de alcanzar los niveles de antes de la pandemia, cabe decir que este crecimiento se debe, en parte, a la producción industrial española, que aumentó un 7%.El sector industrial en general creció, y especificando, el mayor crecimiento se registró en el sector textil (27%), seguido por la industria maderera y del corcho (22%) o la fabricación de muebles (21,9%). Otras industrias que también han seguido creciendo y que, de hecho, son las que registran mayor índice de nuevas incorporaciones de personal, siguen siendo la industria química, farmacéutica o electrónica (esta última marcada por la eficiencia energética y la automatización de procesos). No obstante, cabe decir que los sectores alimentario y cosmético también se desarrollaron de forma óptima durante 2021, año en el que las preferencias de los consumidores venían ligadas al consumo de alimentos cada vez más ecológicos y por el uso de cosmética natural.

Por otra parte, cabe remarcar que, el año pasado, de nuevo, uno de los sectores que más se vio perjudicado fue el automovilístico, afectado, sobre todo, por los importantes retrasos en la recepción de materias primas.

Aun así, 2021 y 2022 han sido años marcados por la digitalización y la automatización, que han servido para fortalecer el tejido industrial y alcanzar una mayor industrialización. Cada vez es más común escuchar hablar de las «fábricas inteligentes» y Smart Cities y, de hecho, la inteligencia artificial (IA), el Internet of Things (IoT), la impresión 3D o la robótica se han convertido en realidades cada vez más habituales que han transformado radicalmente la cadena de valor del proceso productivo.

Situación actual y de futuro en Construcción e Inmobiliaria
El sector inmobiliario creció a nivel nacional un 24% en 2021, registrando el mayor número de compraventas en 11 años, lo que resulta un buen balance a pesar de ser uno de los sectores más afectados durante la COVID-19.

Además, se produjeron numerosas operaciones tanto nacionales como internacionales. El negocio build to rent protagonizó la agenda inmobiliaria junto con el inmologístico y el sector hotelero. Hasta marzo, subió un 12% el volumen de las tasaciones hipotecarias de viviendas. En total, se realizaron 108.000 tasaciones de este tipo en el primer trimestre. Durante el mismo periodo, se registraron 3.207 ejecuciones hipotecarias sobre viviendas habituales. Es la cifra más alta desde 2017 siendo un 84,1% mayor que en el mismo periodo de 2020.

La inversión inmobiliaria en España creció un 9% hasta los 4.680 millones en los primeros seis meses del año. En el segundo trimestre, la cifra fue de 2.816 millones, un incremento del 50% respecto al trimestre anterior y un 203% más que el mismo periodo de 2020.

El Gobierno anunció el anteproyecto de la Ley de Vivienda. Las principales medidas de la nueva normativa son un recargo del IBI a la vivienda vacía y mecanismos de contención de precios con alquileres máximos y beneficios fiscales para incentivar la salida al mercado de producto residencial. El precio de la vivienda subió, un 1,6% fijando la subida interanual en el 8,3%. Además, la constitución de hipotecas se disparó un 66,9%, hasta los 33.105 préstamos.

Se prevé que en 2023 haya un aumento del precio de la vivienda debido a la subida de la demanda. Según el INE, el precio de la vivienda en España creció un 4,2%, una tendencia que marcó 2022. A pesar de que se pronosticaba una bajada de los precios propiciada por la nueva ley, no ha sido suficiente. Según Idealista, el precio medio del alquiler en enero se cerró con una subida mensual del 0,9% hasta establecerse en 10,6 euros/m2.

El sector de la construcción se mantiene en su perfil clásico en cuanto al desarrollo de su actividad y la metodología de sus procesos. Aun así, existe una tendencia hacia la digitalización, la economía circular y la descarbonización.

El sector muestra una tendencia de crecimiento en proyectos relacionados con la industrialización de la construcción con el objetivo de reducir costes y optimizar recursos y tiempos. Los proyectos de obra civil, sin embargo, están estancados. La falta de suministros, el aumento de costes de materiales y los conflictos internacionales influyen en la ralentización y paralización de muchos proyectos.

El encarecimiento de las materias primas ha llevado a un aumento de costes de construcción de más del 13% en el sector residencial. Además, el sector sufre la falta de mano de obra cualificada, una carencia de profesionales que podría agravarse con la llegada de los fondos europeos, ya que se espera un fuerte incremento de la actividad de inversión en infraestructuras relacionadas con el medio ambiente y la sostenibilidad.

Pese a esto, la construcción tiene gran relevancia en la economía del país al suponer alrededor del 12,5% del PIB y dar empleo a más de 1,3 millones de personas.

Situación actual y predicciones para 2023 en Logística y Compras
La logística sigue siendo uno de los motores principales de la economía. La situación actual de inflación de los combustibles, derivada del conflicto en Ucrania, así como la falta de conductores han generado un nuevo panorama en el que las organizaciones deben adaptar sus soluciones, retener a su plantilla e incrementar el volumen de operaciones.

Fruto de esta situación convulsa surgen nuevos fenómenos que marcan claramente una orientación hacia la última milla: El Quick-Commerce. Las entregas super rápidas de productos en menos de 10 minutos amplían el impacto del fenómeno logístico, haciéndolo cada vez más esencial para la vida de los ciudadanos.

Otro aspecto que ha marcado este último año ha sido la orientación hacia la sostenibilidad, donde los principales players están incrementando sus esfuerzos en implementar ya no solo flotas eléctricas o con un impacto inferior en el medioambiente, sino que también introducen como factor diferencial en su portfolio de servicios la transparencia en el impacto de la huella de carbono en las operaciones con sus clientes.

Todo ello tiene una consecuencia directa en la gestión de la cadena de suministro: la necesidad de incrementar la utilización de tecnologías que permitan conocer en todo momento la situación y evolución de cada stock. Por ejemplo, la utilización del Big Data para mejorar la gestión de los suministros, o la creciente demanda de servicios de robotización, permitiendo una gestión de stocks cada vez más automatizada y eficiente, abriendo paso a la estabilización de la Logística 4.0.

El área que se ha convertido en protagonista en estos últimos meses ha sido el transporte. El transporte marítimo, debido a la crisis del Canal de Suez, ha generado un incremento del precio de los fletes en más de un 40%. Esto, unido a la falta de personal en la descarga de la mercancía almacenada en los puertos a nivel mundial, ha puesto de manifiesto la necesidad por incrementar la multimodalidad en las operaciones.

En el transporte terrestre, el incremento del precio de los combustibles, combinado con la ferviente ausencia de conductores, traen como consecuencia un incremento en las tarifas, así como una necesidad por parte de las compañías contratantes de estos servicios de cuidar más aún si cabe a sus proveedores, debido a su escasez y alta competitividad.

 

 

 

 


Mas información sobre en Los perfiles mejor pagados en España en 2022 de la Industria, Construcción e Inmobiliaria, y Logística y Compras