El suicidio del Primer Mundo: impotencia democrática, desigualdad y precariedad

Se está suicidando el Primer Mundo? La respuesta es sí. David Lizoain Bennett lo deja claro en su libro ‘El fin del primer mundo’ (editorial Catarata). Y aporta muchos datos para demostrarlo. Uno de ellos es que el envejecimiento sea una evidencia que los políticos pasan por alto…..es optimista pese a todo. «Lo primero para ser optimista es entender que el presente es pesimista. Y darse cuenta que la victoria de Trump, el Brexit, las elecciones italianas, el aumento del populismo, la xenofobia… todo ello tiene unas razones.

etiquetas: democracia, cambio climatico, capitalismo, precariedad, desigualdad

» noticia original (www.lainformacion.com)


Mas información sobre en El suicidio del Primer Mundo: impotencia democrática, desigualdad y precariedad