Hacia una sociedad punitiva. Cómo abonamos el camino de los demagogos

Cuando periodistas reputados, cuyo trabajo consiste en transmitir información veraz, opinan a título individual sus ideas entran como un cuchillo caliente en la mantequilla. Si esas ideas están basadas en hechos sin contrastar, en información defectuosa o en falsas premisas, el daño causado es importante, no solo por la dimensión de su audiencia sino por la facilidad con que los creemos.

etiquetas: sociedad, punitiva, demagogos, periodismo, periodistas, cuarto poder

» noticia original (www.letraslibres.com)


Mas información sobre en Hacia una sociedad punitiva. Cómo abonamos el camino de los demagogos