Ha liberado a sus empleados de trabajar los viernes y cree que es mejor para todos

La empresa neozelandesa Perpetual Guardian, que gestiona fideicomisos, testamentos y propiedades, ha reducido la jornada laboral de sus trabajadores de 40 a 32 horas, dejando que trabajen solo de lunes a jueves. Y sin tocarles el suelo.Antes de tomar la decisión, la compañía contacto con dos investigadores para que analizaran la forma en que la nueva medida afectaba al rendimiento de la compañía. Los resultados no han podido ser mejores: el cambio ha aumentado la productividad de los 240 empleados

etiquetas: trabajo, jornada laboral, derechos

» noticia original (www.lainformacion.com)


Mas información sobre en Ha liberado a sus empleados de trabajar los viernes y cree que es mejor para todos