Agenda Europea de Migración: 10 propuestas de UNICEF

 

Como también aumentarán los riesgos a los que estos niños se enfrentan, no solo en el viaje, sino también cuando lleguen a las orillas europeas, donde es posible que no reciban la atención y los cuidados que necesitan.

En UNICEF queremos que los derechos de los niños migrantes estén en el centro de la política migratoria de la Unión Europea. Por ello, ante la adopción de una nueva Agenda Europea de Migración, hemos elaborado un plan de 10 propuestas que pedimos que la UE tenga en cuenta y del que aquí tenéis un resumen:

  1. Reconocer y tratar a todos los niños migrantes siempre primero y por encima de todo como niños con derechos.
  2. Aplicar las leyes y políticas existentes para salvaguardar y proteger los derechos de los niños afectados por la migración.
  3. Utilizar como guía en todas las decisiones la Convención sobre los Derechos del Niño y tener siempre en cuenta el interés superior del niño.
  4. Proteger a los niños migrantes reforzando los sistemas integrales de protección infantil.
  5. No retener a los niños en centros de detención y no separarlos de sus familias.
  6. Respetar las leyes del derecho marítimo internacional y las costumbres tradicionales para salvar y proteger vidas.
  7. Dar atención especial a niños y mujeres embarazas en las operaciones de rescate.
  8. Asegurar el acesso equitativo a educación, sanidad, protección social y justicia a todos los niños, sin importar la situación administrativa de sus padres.
  9. Proteger a todos los niños por igual sin discriminación por la nacionalidad o raza de sus padres.
  10. Abordar las causas que fuerzan a las personas a abandonar sus hogares, a través la reducción de riesgos, respuesta de emergencia y desarrollo.

AGENDA EUROPEA DE MIGRACIÓN: MÁS DE 13.000 NIÑOS NO ACOMPAÑADOS EN 2014

En UNICEF nos preocupan de manera especial los niños que viajan solos, sin padres ni familiares. Según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), de los 170.000 personas migrantes que llegaron a las costas italianas desde Libia el año pasado, más de 13.000 eran niños no acompañados.

Los niños migrantes tienen acceso limitado a la justicia, educación y servicios sanitarios. Además, pueden ser sujetos detetenciones, deportaciones, expulsiones colectivas y prácticas de control de fronteras que ponen en peligro sus vidas cuando intentan entrar en territorio europeo.

«El impacto de esta horrible tragedia que está afectando a los niños migrantes va más allá de las orillas del mar Mediterráneo«, ha dicho Yoka Brandt, directora ejecutiva adjunta de UNICEF. «A medida que las migraciones aumentan, la Unión Europea puede utilizar esta oportunidad para aplicar sus leyes y ser fiel a sus valores para defender los derechos de los niños migrantes y sus familias, convirtiéndose en un ejemplo en todo el mundo».